Las horas de clase nos pesan, en comparación con otros países

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +
  • El informe Panorama de la Educación, de la OCDE, pone al descubierto la alta carga de las clases para alumnos y docentes en el sistema español e invita a la reflexión sobre el tiempo escolar y su efectividad
  • Gastamos más en profesorado (más aún en la pública) y menos en otro personal escolar que los demás países
  • Nuestras aulas de Secundaria tienen más alumnos

El secretario de Estado de Educación y FP, Alejandro Tiana, no dudó en afirmar que «hace falta una reflexión sobre el tiempo escolar» y «el rendimiento» que le sacan los alumnos y el sistema educativo, el pasado 10 de septiembre, cuando presentó el informe anual de la OCDE sobre los sistemas educativos en los países desarrollados.

Los indicadores publicados ponen de manifiesto que, en comparación con los países de la OCDE y de la UE, la escuela española concede demasiado peso a las clases, tanto en la organización escolar como en la profesión docente.

Aquí vemos las horas obligatorias de clase de los alumnos:

  • Primaria:
    España: 792
    Media OCDE: 799
    Media UE23: 769
  • Secundaria inferior (ESO)
    España: 1054
    Media OCDE: 919
    Media UE23: 892

Aquí vemos las horas de clase al año que tiene el profesorado:

  • Primaria
    España: 880
    OCDE: 783
    UE: 754
  • Secundaria inferior (ESO)
    España: 713
    OCDE: 709
    UE: 673

“Nuestro sistema tiene la carga escolar muy concentrada en las clases”, incidió Alejandro Tiana, que habló de que en algunos países el tiempo escolar incluye periodos de estudio o actividades que no son clases propiamente dichas.

El propio secretario de Estado instó a valorar el rendimiento que le sacamos a tantas clases. Tener 130 horas más al año que el resto de los países en Secundaria no se traduce en mejores competencias, si nos atenemos a los resultados que España siempre obtiene en las pruebas PISA: nuestra puntuación está ligeramente por debajo de la media de la OCDE.

El sistema tampoco le saca partido a que el trabajo docente esté más enfocado a la enseñanza directa que en el resto de países: las clase suponen el 50% del tiempo total de trabajo en España, pero el 44% en el conjunto de la OCDE.

El gasto en profesorado

Nuestro gasto público en educación en relación con el PIB (4,3% en 2016) es inferior a la media de la OCDE (5%) y de la UE (4,5%). Sin embargo, nuestro gasto por alumno en relación con el PIB coincide con la media internacional. ¿En qué gasta el Estado el dinero? Fundamentalmente en profesorado, y bastante más que el resto de países. Sin embargo, gastamos menos en otro tipo de personal (en referencia a profesionales de apoyo no docentes, orientadores, administrativos, bibliotecarios…)

  • Porcentaje del gasto en personal dedicado al profesorado:
    España: 71%
    Media OCDE: 63%
    Media UE: 63%
  • Porcentaje del gasto en personal dedicado a otros profesionales escolares
    España: 10%
    OCDE: 15%
    UE: 15%

Y si gastamos más en profesorado no es porque tengamos más profesores en relación con el alumnado. Nuestra ratio alumnos/profesor es igual que la de la UE23 e inferior a la media en la OCDE: tenemos 14 Primaria y 11 en la ESO. Lo que ocurre es que el salario de nuestros docentes es superior a la media internacional.

En lo que no salen bien parados los docentes es que tardan muchos más años que los demás en alcanzar el máximo salarial de su escala. Mientras que la media en la OCDE está en 25 años de experiencia, en España hacen falta 39 años, es decir, llegar casi a la jubilación, para cobrar el salario máximo docente.

También nos hemos fijado en los complementos salariales del profesorado y hemos comprobado que, como la mayoría de países, cobran más si asumen tareas de gestión y/o administración, y también tienen complementos por tutorías y orientación. En cambio, no tienen contemplada ninguna bonificación por mentorizar, guiar o formar a docentes noveles o a estudiantes en prácticas. Tampoco por hacer actividades fuera del horario escolar, cosa que otros países de nuestro entorno sí hacen y, como tal, se lo pagan.

Gasto público y privado

El informe Panorama de la Educación analiza la distribución del gasto por parte de las instituciones públicas y de las instituciones privadas. Lo usual en la OCDE y en la UE es que la enseñanza privada gaste más que la pública en personal en general y en profesorado en particular. Pero en España es al revés: el sector público destina más en personal (98%) que el sector privado (96%), y más en profesorado (73% de su gasto de personal, frente al 64% de las instituciones privadas, que armonizan más con la media internacional general). Las instituciones privadas destinan más dinero a otro tipo de profesionales (11%) que las públicas (9%).

Otro aspecto en el que España se sale de lo común es en la ratio pública y privada. Mientras que en la mayoría de los estados la escuela privada tiene menos alumnos por clase que la pública o un número similar, en España las aulas de los colegios privados y concertados tienen cuatro niños más que las de los públicos en Primaria y dos más en la ESO.

Comparte.